jueves, 29 de julio de 2021

Tras 240 años, reapareció el águila de cola blanca en el sur de Inglaterra

Este ave rapaz había sido visto por última vez en el siglo XVIII, pero desapareció como consecuencia de la caza ilegal

Un águila de cola blanca fue vista sobrevolando el cielo de Inglaterra, después de 240 años. El ave rapaz más grande de Reino Unido había desaparecido de la región como consecuencia de la caza ilegal pero fue reintroducida en este hábitat gracias a dos fundaciones.

Este animal, conocido científicamente como Haliaeetus albicilla, que tiene una envergadura de hasta 2,5 metros es reconocido como un recolector, que prefiere quedarse quieto a esperar a sus presas en lugar de volar grandes distancias para ir en busca de ellas.

Según datos de la Royal Society for the Protection of Birds (RSPB), las poblaciones europeas de este águila marina sufrieron una fuerte persecución que derivó en su extinción en varios países. No solo se las cazaba, sino que también se las envenenaba.

Ahora, las aves regresaron a este hábitat no por la cuarentena producto de la pandemia de coronavirus, como sucedió con otros animales autóctonos en distintas regiones del mundo, sino gracias a las tareas de conservación de las fundaciones Forestry England y Roy Dennis Wildlife Foundation, que liberaron a seis ejemplares en la Isla de Wight, en la costa sur frente a la ciudad de Southampton, como parte de un proyecto de cinco años, que tiene como objetivo restaurar la especie al sur de Inglaterra.

Las aves fueron recolectadas de la naturaleza en Escocia, donde la especie fue reintroducida en la década de 1970. Luego, las liberaron en Inglaterra, pero antes les colocaron rastreadores GPS.

El rastreo satelital le permitió al equipo de investigadores obtener datos sobre su comportamiento y conocer, por ejemplo, que en gran medida fueron sedentarias durante el invierno y que comenzaron a aventurarse a distancias más lejanas con la llegada de la primavera. Se las pudo ver también volando por Norfolk, Kent y Somerset.

En diálogo con el portal The Independent, Roy Dennis, director de la fundación de vida salvaje que lleva su nombre, reveló que pasó gran parte de su vida trabajando en la reintroducción de estas aves y admitió: “Verlas volar por los cielos de la Isla de Wight fue un momento realmente especial”.

“El establecimiento de una población de águilas de cola blanca en el sur de Inglaterra unirá y apoyará a las poblaciones emergentes de estas aves en los Países Bajos, Francia e Irlanda, con el objetivo de restaurar la especie en la mitad sur de Europa”, remarcó el especialista en relación a este importante proyecto que está llevando adelante.

Por su parte, Bruce Rothnie, director de la otra fundación que trabaja junto a Dennis, aseguró: “Estamos inmensamente orgullosos de que los bosques que manejamos en la Isla de Wight y la costa sur circundante ahora albergan a estas aves increíblemente raras cuando regresan a la costa de Inglaterra”.

Puedes ver

Biden impulsará la vacunación contra el coronavirus entre los estatales

Millones de empleados públicos federales deberán inmunizarse o someterse a testeos periódicos. El Gobierno federal, en su carácter de mayor empleador del país, busca extremar los esfuerzos para frenar los contagios.

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, anunciará este jueves que millones de empleados públicos federales deberán mostrar que están vacunados o, de lo contrario, someterse a testeos periódicos, restricciones de viajes, distanciamiento social y uso de tapabocas, en medio de un rebrote nacional de coronavirus causado por la variante Delta.

Un funcionario que pidió no ser identificados enfatizó que las nuevas reglas no suponen la obligatoriedad de vacunarse para los empleados federales y que quienes decidan no hacerlo no corren ningún riesgo de ser despedidos, pero que Biden desea que la iniciativa funcione de ejemplo para otros empleadores, informó la cadena CNN.

<

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *