lunes, 29 de noviembre de 2021

La zona centro de la ciudad fue la más afectada por la caída de árboles

Roberto Orellana, director de Protección Ciudadana Municipal, informó que debido al fuerte viento registrado en la tarde noche de ayer se registraron 19 árboles caídos en distintos sectores de la ciudad Capital, hubo 25 denuncias por cables caídos en la vía pública y 22 voladura de techos, que «ya fueron solucionados y derivados a las áreas pertinentes» dijo.

El titular de Protección Ciudadana detalló que hubo voladuras de carteles publicitarios, pasacalles, «eso se trabajó con rapidez porque en algunos casos, los materiales como la lona obstruía la visibilidad y por el polvo en suspensión, generaba un alto riesgo, por lo cual se tomó como prioridad».

Sostuvo que de armaron comitivas de trabajo «que salieron distribuidas en distintos sectores, más precisamente los Cepares, lo cual se dio una rápida respuesta».

«A las 03:00 ya habíamos recuperado la transitabilidad, el orden, los árboles habían sido cortados en su mayoría y fueron extraídos con distintos camiones del municipio de Capital para que la gente no tenga inconveniente en la circulación».

Por último, Orellana especificó que la zona que más se vio perjudicada por la caída de árboles «fue la zona centro. En el barrio Evita, hubo casi 8 árboles caídos, en la zona oeste no hubo casos de árboles caídos, pero sí en la este y sur».

Aseguró que continúan trabajando y se está asistiendo «nosotros le pedimos a la población si ven algún cable en la vía pública inmediatamente dar aviso a los números de servicios como el 911 o al 4474247».

Puedes ver

Andino aplastó a la Unión de Malligasta y quedó único líder

Con una clara superioridad individual y futbolística, Andino goleó anoche, en Vargas, a Unión de Malligasta por 5 a 0, y quedó como único líder de la “Zona 4” del Regional Amateur, en el encuentro que cerró la fase inicial del torneo. Romero Neyra –2–-, Cáceres, Vildoso y Páez fueron los goleadores.

Andino construyó un triunfo claro frente a un rival que regaló campo y pelota, se paró en los últimos 30 metros de la cancha y apostó a la pelota larga como único recurso de ataque.

Pero si el plan visitante era esperar e ir de contra, todo se desmoronó en apenas 6 minutos, cuando Romero Neyra –goleador de la zona– capitalizó en el área el pase profundo y la empujó a la red.

Después todo, transcurrió entre la tenencia –por momentos excesiva y sin cambio de ritmo del local– y la entrega del visitante para cerrar espacios multiplicándose en el fondo. Recién en el cuarto de hora final estuvo otra vez Andino

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *